Acta Pública

Videgaray, sin autoridad

Claudia Rodríguez

Luis Videgaray o no tiene memoria o de plano no tiene otra cosa, innombrable en estas líneas.

 

Ante la publicación del viernes 17 de marzo, de la licitación para que las empresas interesadas concursen en lo que será el muro fronterizo entre México y Estados Unidos, realizada por el Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos, Luis Videgaray, titular de la Secretaría de Relaciones exteriores, pidió a las empresas mexicanas que tengan del deseo de participar en tal edificación, hacer un examen de conciencia.

 

Donald Trump, el presidente de los Estados Unidos, va dando pasos firmes en serio en concretar su idea de un muro entre México y Estados Unidos, y todo indica que el Gobierno mexicano no tiene ni un ápice de defensa ante ese  proyecto de una pared divisoria que debe tener nueve metros de altura, ser de concreto y extenderse a lo largo de 3 mil 200 kilómetros al norte de nuestro país.

 

La primera fase de la licitación requiere presentar un prototipo de muro divisorio, luego las empresas que pasen el filtro deberán entregar una propuesta de costos. Se advierte que alrededor de 600 empresas están interesadas y no sólo de capital estadounidense, también las hay europeas, hispanoestadounidenses e incluso mexicanas.

 

Pero independientemente de quienes ganen la licitación, se proyecta que las cementeras de Estados Unidos y de México, se beneficiarán, entre estas, la mexicana Cemex.

 

Es vergonzante que el mismo Gobierno mexicano que alentó la candidatura presidencial a los Estados Unidos de Trump, que se concretó y que nos viene vejando en materia de derechos humanos, así como coartando el libre comercio sin defensa real ni siquiera a nivel cancillería, nos venga ahora con que hagamos un acto de conciencia para no participar en el negocio, que al final ellos mismos alentaron y del cual tenían conocimiento.

 

Luis Videgaray olvida que uno de los actores más vigorosos que dio aliento al juego de Trump fue él mismo y ahora intenta dictar la ética en razón de la construcción del muro, que no tendría ningún avance, ni siquiera como prototipo, si el Gobierno mexicano no se dedicara sólo a recibir golpes, sin tomar las riendas de lo que nos compete y debemos hacer en defensa de los nuestros e incluso de nuestro territorio.

 

Acta Divina… El canciller mexicano, Luis Videgaray, pidió a las empresas mexicanas que deseen participar en la edificación del muro que hagan “un examen de conciencia”.

 

Para advertir… Sin defensa de nuestro Gobierno, ante los actos violatorios de Trump. Más claro ni el agua.