“Almacenados” retrata el desperdicio de talento de jóvenes mexicanos: director

 
Jaime López

La película “Almacenados” llega a las pantallas del país con el propósito de reflejar el desperdicio de tiempo y talento que viven los jóvenes mexicanos. Así lo señaló el director de la obra, Jack Zagha Kababie.

 

“Ese es para mí es uno de los mensajes más importantes porque la película habla del tiempo, que es lo más valioso que tenemos, y cómo lo desperdiciamos. Ahora, ese desperdicio en parte viene porque no existe una cultura y no existe en el sistema educativo un programa para que los jóvenes descubran su talento, sepan qué les gusta hacer”, señaló.

 

En entrevista telefónica con Imagen Poblana, el cineasta explicó que cuando un joven no sabe para qué es importante, termina por salir al mundo laboral y acabar trabajando en lo que sea, tomando cualquier trabajo.

 

“Y el tiempo pasa y se va perdiendo una vida y se va perdiendo un potencial muy grande, y el país y el mundo lo pierde”, dijo.

 

Por otra parte, subrayó el choque generacional como otro de los textos primordiales de su tercer largometraje, un enfrentamiento en el que los adultos mayores y los jóvenes tienen diferentes percepciones, en especial, sobre el trabajo. Detalló que mientras lo primeros lo ejercen de forma disciplinada, los segundos lo desempeñan de forma más egoísta, moviéndose de un lugar a otro. No obstante, resaltó que el país necesita de la experiencia de los adultos y al mismo tiempo, de la energía de los segundos.

 

En cuanto a las diferencias con la puesta teatral, interpretada por Héctor Bonilla y familia, el director informó que el tono de la cinta es más realista y honesto, en tanto que la obra de teatro está más enfocada a la comedia, a buscar la risa de los espectadores.

 

“La película también lo logra, pero en un sentido honesto y realista, con personajes muy bien delineados, tridimensionales”, apuntó.

 

“Almacenados” se estrena este 19 de mayo en 40 salas de Cuernavaca, Guadalajara, Estado de México y Ciudad de México. Actualmente, tiene tres nominaciones al premio Ariel en las categorías de Mejor Actor (para José Carlos Ruiz), Mejor Coactuación Masculina (para Hoze Meléndez) y Mejor Guión Adaptado.

 

“La verdad estamos contentos de salir en cines porque es una película que en festivales ha funcionado muy bien con la gente, ha ganado muchos premios del público. Y estamos muy seguros que es una película que la gente va a disfrutar, va a reírse, va a recomendar, que además puede cambiarte hasta la vida”, expresó el realizador.

 

Básicamente, esta cinta narra la historia de un encargado a punto de jubilarse y el joven destinado a sustituirlo, quienes comparten cinco jornadas en un mismo lugar: un enorme almacén vacío donde aparentemente nunca ocurre nada.