Captan con dron a huachicoleros en plena faena

 
Arturo Torres

Imágenes del Ejército captaron la actividad de los huachicoleros. Desde el cielo y con un dron –en la noche- captaron un total de 148 camiones cargando gasolina robada.

 

El video fue filtrado por el gobierno federal al periodista Carlos Loret de Mola, quien lo subió en su página de Internet y se observa la larga fila de unidades para ordeñar el ducto de Pemex.

 

La información del área de inteligencia refleja que la altura de la región de Puebla en los límites con Veracruz favorece al robo. Porque geográficamente, aunque Pemex cierre las válvulas, el ducto está de bajada y sigue pasando el combustible.

 

“Los trabajos de inteligencia del gobierno, a los que tuve acceso, dedujeron que la geografía y las leyes de la física son las razones. En su ruta a la Ciudad de México, el combustible cae por un ducto desde Minatitlán, Veracruz, a una altura aproximada de 2 mil 500 metros sobre el nivel del mar”.

 

“Al llegar al Triángulo Rojo, el ducto ha ido descendiendo como 400 metros, para luego subir y llegar a la capital del país, en una especie de columpio. Los huachicoleros encontraron una aliada en la fuerza de gravedad porque aunque Pemex cierre el ducto, la gasolina que ya estaba en el tubo sigue bajando, no se queda atorada y puede seguir robándose”.

 

Las imágenes difundidas corresponden a una toma clandestina cerca de la autopista Puebla-Orizaba. Así, las autoridades demuestran la impresionante actividad delictiva de los huachicoleros.

 

“La escena fue captada por un dron del gobierno federal mexicano y es hoy la prueba más contundente del tamaño de las organizaciones criminales dedicadas al robo de combustible. Por fin se han alineado los esfuerzos de Hacienda, Pemex, PGR, Ejército, Marina, Gobernación, Energía. Ya definieron una estrategia”.

 

“Esta operación criminal sucede en el ducto “Minatitlán-México”, el más vulnerable: del combustible robado a nivel nacional, ahí desaparece 34%, la inmensa mayoría en el llamado Triángulo Rojo que conforman los municipios poblanos de Palmar de Bravo, Quecholac, Tecamachalco, Acatzingo y Tepeaca”.