Buen Fin: no dejarse llevar por los precios “bajos”, la mejor recomendación

Foto: 
Ángel Trinidad
 
Alberto Ramírez

El Buen Fin se acerca y con ello muchos poblanos se darán cita en tiendas y centros comerciales para “compras desenfrenadas”. Pero también es cierto que, otro tanto igual, no formará parte de esta estrategia comercial, que, a decir de muchos, las únicas beneficiadas son las grandes cadenas comerciales. Más aún, llama la atención que varios continúan pagando lo adquirido el año pasado.

 

En un sondeo de Imagen Poblana, las opiniones de los entrevistados son encontradas; mientras algunos “consumidores” ya han destinado la cantidad que van a gastar, otros simplemente verán pasar el fin de semana como uno más de noviembre.

 

Es el caso de José Antonio Romero, quien aseguró que este año destinará cerca de 5,000 pesos para la llegada de los Reyes Magos en casa.

 

“Mi esposa y yo tenemos pensado comprar algunos artículos que estén de descuento. Lo compraremos a crédito, a meses sin intereses. Es una buena opción en este tipo de casos, pero hasta ahí, no más deuda”.

 

Pero para Carlos Morales, la llegada del Buen Fin representa la oportunidad de comprar la pantalla que siempre ha querido junto con un teatro en casa, argumentando que le gusta disfrutar de una buena película o concierto visto por televisión, con un buen sonido.

 

“La verdad no sé cuánto me voy a gastar, voy a dar tarjetazo, a meses sin intereses. Me esperé todo el año para este Buen Fin, siempre he querido comprar una pantalla de 60 o 70 pulgadas y buen sistema de teatro en casa. No importa que me tarde más de un año en pagarlo”.

 

Caso contrario para Ricardo García, quien al ser entrevistado manifestó que el Buen Fin es pura farsa.

 

“Eso es una mama… ve a checar los precios de algunos artículos y después ve los días del Buen Fin y veras que “su supuesto” descuento es pura mama…. Inflan los precios para que no pierdan, es pura tomada de pelo. Ahora vas a dizque a comprar, pero pagas a crédito, y pasa un año y sigues pagando lo que compraste”, dijo, como si fuera un enigma la estratagema de los negocios.

 

Para Félix Becerril, la experiencia de haber comprado en el Buen Fin aún no termina. “Yo compré varias cosas a crédito el año pasado. A final de cuentas las tiendas te ‘empujan’ a comprar a crédito y a meses sin intereses, y honestamente caes en ese engaño, porque llegas a comprar cosas que muchas ocasiones ya tienes en casa, pero la publicidad logra su objetivo. Aún no termino de pagar algunos artículos que compre el año pasado, porque se fueron a 18 meses sin intereses”.

 

En esta séptima edición del Buen Fin 2017, que tendrá vigencia del 17 al 20 de noviembre, uno de los principales puntos a considerar es buscar los mejores plazos de pago y, sobre todo, si el costo del producto es alto, una buena opción es la tarjeta de crédito.

 

Una recomendación es no utilizar el plástico para pagar cosas pequeñas, ya que podrían generar deudas mayores. Muy importante, preguntar y estar al tanto de los planes de pagos, meses sin intereses y, sobre todo, penalizaciones por pago fuera de plazo.

 

Por último y quizás la más importante, meditar cuidadosamente si de verdad es un artículo de gran necesidad el que se va a adquirir; no dejarse llevar por los precios “bajos”.