A Nuño lo quieren para levantar una campaña que ya está perdida: Peña

Foto: 
Enfoque
 
Luis Alberto Cataño

La campaña de José Antonio Meade a la Presidencia de la República por el PRI ya está perdida de inicio. La llegada del exsecretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Meyer, como coordinador de esta, es un intento por levantar algo que está destinado al fracaso, opinó el diputado independiente Julián Peña Hidalgo.

 

En entrevista con Imagen Poblana, el legislador y exmiembro de Movimiento Ciudadano, partido que contendría en el Frente Ciudadano por México junto con el PAN y PRD, señaló que el “fortalecer” la campaña priista a Los Pinos con la dirección de Nuño Meyer no aportará mucho para el candidato, dado que desde el inicio no se ofrecen garantías de un triunfo en la contienda del 1 de julio del año próximo.

 

“Están buscando tratar de levantar una campaña que desde el inicio está perdida. No tienen posibilidad en esta ocasión de hacer una campaña digna con un buen resultado. Están buscando con todos los personajes que tienen levantar una campaña que está destinada al fracaso”, dijo.

 

Sobre las potenciales fortalezas que habría buscado el PRI para mandar a llamar al extitular de la SEP a la campaña presidencial, Peña Hidalgo descalificó a Aurelio Nuño como un buen funcionario, al criticar que durante su gestión al frente de la dependencia federal no pudo con los quehaceres que le encargaron, como lidiar con las dirigencias sindicales del magisterio o mejorar los niveles de educación en el país.

 

“Lo vimos en sus actividades, en sus quehaceres en las situaciones críticas en que estuvo. Nunca pudo solucionar problemas con las dirigencias sindicales de maestros. Es un personaje gris, que no aporta nada a la campaña”, añadió.

 

Además, apuntó que el futuro de la campaña priista, con cualquiera que sea el candidato a la contienda de 2018, tendrá que sortear muchas dificultades, porque hay un descontento social hacia el actual gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, y ello pesará para cualquier contendiente de la bandera tricolor.

 

Por lo mismo, adelantó que usar personajes del sexenio peñanietista, lejos de beneficiar al priismo, terminará por perjudicarlo, puesto que sentenció que “la gente tiene memoria”.