El porno más buscado a nivel mundial durante la última década

 
Luis Alberto Cataño

No cabe duda que la industria de la pornografía cada día genera muchos más adeptos y fanáticos en todo el mundo.

 

Ya no se limita el consumo de este material gráfico, usualmente en video, a hombres, sino que cada vez es consumido más por mujeres de todas las preferencias sexuales, gracias a la diversificación de los productos.

 

Muestra de ello es la lista publicada por el sitio más grande de material pornográfico en el mundo, PornHub, pues se dio a la tarea de encontrar las categorías más buscadas y consumidas durante la última década en internet.

 

2007 fue el de las “Milfs”, es decir, de las mujeres maduras que tienen arriba de 35 años. Este género se popularizó rápidamente en todo el mundo y consagró a actrices como Lisa y Julia Ann.

 

En 2008, los videos más populares que inundaron la red fueron los de orgasmos femeninos, ya que de acuerdo con PornHub, los internautas buscaban grabaciones en las que las mujeres en el clímax fueran las protagonistas.

 

Para 2009, los videos amateur se convirtieron en los más consumidos, es decir, materiales que en teoría eran hechos por personas comunes y corrientes con cámaras caseras; sin embargo, ante la popularidad de este género, muchos profesionales comenzaron a hacer videos de bajo presupuesto como si fueran de la comunidad.

 

Pocos géneros se volvieron tan famosos como el de “el sillón de castings” o “casting couch”, que se basaba en supuestas entrevistas para modelos que terminaban en relaciones sexuales con el entrevistador. Este género dominó todo 2010 con cientos de videos cuya temática era exactamente la misma.

 

2011 se convirtió, pornográficamente hablando, en el año de los traseros. Así de simple, fue el género más buscado en aquellos ayeres.

 

En 2012, extrañamente el género que más adeptos fue ganando entre la comunidad fue el de las caricaturas, es decir, parodias de series animadas como Los Simpson, Padre de Familia y demás. Para todo hay gustos.

 

En 2013, dominaron las escenas de personas teniendo sexo sin protección, algo que no todos los productores compartían, ya que entre otras cosas promovía las relaciones sexuales riesgosas, situación que siempre será un atenuante para la sociedad.

 

En 2014, se dio una historia que fue documentada. Belle Knox, joven de 18 años, comenzó a incursionar en el porno como una manera de pagar sus estudios en la prestigiosa Universidad de Duke, pero cuando se reveló su identidad y sus compañeros comenzaron a propagar los videos con el fin de burlarse de ella, la chica se dedicó de lleno a esta industria.

 

Durante meses contó toda su historia y fue la búsqueda que más veces se repitió en los portales más grandes de pornografía no solo en 2014, sino también en 2015.

 

Para 2016, la búsqueda cambió, pues también fue el año en que más mujeres se acercaron a este género y empezaron a consumir los videos en los sitios de internet. No por casualidad el género más buscado fue el de mujeres lesbianas teniendo relaciones sexuales, ya que muchas de las consumidoras también son homosexuales.

 

Finalmente, el género más concurrido el año pasado fue el del “Hentai”, es decir, material pornográfico que no es interpretado por seres humanos, sino por animaciones tipo ánime y manga, como las producidas en Japón, China y Corea. Es un clásico, pero en 2017 tuvo un relevo enorme.