Pasar al contenido principal

Fiscalía de España acusa a Shakira de fraude fiscal

Madrid.- La fiscalía de Barcelona presentó este viernes en los juzgados de Esplugues de Llobregat una demanda por fraude fiscal contra la cantante colombiana Shakira por evasión de impuestos.

 

El Ministerio Público concluyó que la intérprete simuló la disposición de una residencia fiscal en Bahamas para evitar el pago de impuestos. Asimismo, consideró que en los años objeto de investigación, que datan de 2012 a 2014, la artista ya tenía residencia fija en España una vez que hizo pública su relación con el futbolista Gerard Piqué.

 

La ley española señala que, cuando un ciudadano pasa la mitad del año más un día en España, se le considera como residente a efectos fiscales y tiene que pagar impuestos en el país.

 

De acuerdo con el diario "El País", la querella subraya que desde 2012 la artista “vivía en España de manera habitual”, primeramente en Barcelona y posteriormente en Esplugues, donde compró una casa y “pasó a construir el domicilio familiar” en compañía Piqué y sus dos hijos.

 

Asimismo, el escrito destaca que las estancias de Shakira fuera de España fueron en diferentes países por motivos laborales con una duración corta, a excepción de su estadía en Estados Unidos por su participación en el programa “The Voice”, en 2012.

 

En sus comparecencias ante Hacienda, los representantes de la cantante aseguraron “en multitud de ocasiones” que tenía la residencia fiscal en Bahamas gracias a una casa que compró hace varios años en compañía de su ex pareja Antonio de la Rúa.

 

Sin embargo, la fiscalía desmintió dicho acontecimiento, asegurando que la artista “no estuvo ningún día de presencia física” en Bahamas, por lo que la cantante “tenía la obligación de pagar impuestos por la totalidad de su renta mundial”.

 

La demanda también se dirige contra un abogado con residencia en Nueva York, quien ayudó a Shakira a crear un “entramando societario” para ocultar a Hacienda su renta. El “plan” consistía en que fueran las sociedades, y no ella, los que figuraran como “perceptores” de las rentas de la cantante. La demanda cita hasta 14 empresas.

 

En los últimos meses, los abogados de la cantante y la Agencia Tributaria han tenido pláticas para intentar resolver el conflicto por la vía administrativa, lo cual no ha sido posible ya que Hacienda considera que hubo intención de defraudar.

 

Desde 2008, la colombiana tiene sus derechos en la sociedad Ace Entertainment con domicilio en Luxemburgo y a través de ésta, cede sus derechos a la empresa Live Nation, encargada de promocionar a una multitud de artistas con fama internacional.

 

LO MÁS VISTO

SIGUE CONECTADO