Pasar al contenido principal

Revisiones de VAR en Copa América triplican a las de Rusia 2018

Revisiones de VAR en Copa América triplican a las de Rusia 2018

La actual Copa América 2019, la primera que cuenta con videoarbitraje, utilizó en la primera fase del torneo el sistema de Asistencia al Árbitro por Video (VAR, siglas en inglés) casi tres veces más que en la fase de grupos del Mundial de Rusia del año pasado.

 

La Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) realizó hoy un balance de la primera fase, e informó que el VAR tuvo 17 intervenciones en los 18 partidos ya disputados, una media de 0,95 intervenciones por partido.

 

En cambio, en el Mundial de Rusia 2018 el VAR se utilizó en 17 de los 48 partidos disputados, un promedio de 0,35 intervenciones por partido, casi una tercera parte de las situaciones registradas en la Copa América Brasil 2019.

 

En este sentido, el jefe de arbitraje de la Conmebol, Wilson Seneme, valoró positivamente el uso del VAR durante la 46ª edición de la Copa América, y aseguró que aumentó "la transparencia y la justicia" en los partidos.

 

También remarcó que no hubo ningún error escandaloso con el árbitro de video.

 

De acuerdo con Seneme, en las 17 ocasiones en las que el VAR fue utilizado, hubo 15 cambios en la interpretación inicial del árbitro, mientras que en las otras dos ocasiones, se mantuvo la decisión inicial del colegiado.

 

Del total de jugadas analizadas por el VAR, siete fueron situaciones de gol, siete penales y tres tarjetas rojas.

 

Asimismo, Seneme recordó que una de las decisiones más polémicas del VAR durante la primera fase, fue cuando se otorgó un penal a favor de Uruguay contra Japón, tras una falta cometida al delantero Edinson Cavani dentro del área, falta que inicialmente el árbitro no pitó.

 

"Fue uno de los principales aciertos, fue un error de los comentaristas. Además de ser penalti, fue una acción temeraria. Periodistas mal actualizados pueden interpretar equivocadamente. La decisión de Japón debería haber sido revisada. Fue una de las que tuvo potencial de revisión", comentó.

 

En cuanto a la demora en la utilización del VAR, que supone interrumpir los partidos, Seneme aseveró que en general no se toma demasiado tiempo, con una media de dos minutos y 26 segundos desde que el árbitro es avisado sobre la revisión de la jugada hasta que se retoma el partido.

SIGUE CONECTADO