Pasar al contenido principal

El pueblo se manifiesta, pero AMLO lo ignora y minimiza

El pueblo se manifiesta, pero AMLO lo ignora y minimiza

Aunque las autoridades quieren tapar el sol con un dedo, la realidad es que México vive momentos convulsos generados principalmente por la poca importancia que le ha dado el presidente Andrés Manuel López Obrador a algunas demandas de la sociedad.

 

En las últimas semanas, se han visto una mayor cantidad de manifestaciones que el presidente López Obrador ha decidido ignorar, basándose en su ya muy gastado argumento de que “fuerzas” conservadoras lo quieren desestabilizar.

 

Ejemplo es la manifestación de campesinos en San Lázaro, donde exigieron mayores apoyos y que se otorgue más presupuesto al campo mexicano, que era una de las principales promesas de campaña del ahora mandatario.

 

Como era de esperarse, Andrés Manuel López Obrador señaló que lo que buscan estos campesinos es el llamado “moche”, por lo que al igual que en otras ocasiones, el presidente ha preferido hacer oídos sordos a sus demandas.

 

A principios de semana se presentó una manifestación por parte de elementos de la Policía Federal, que están en contra de su incorporación a la Guardia Nacional debido a que no recibirán los mismos beneficios que actualmente tienen en esta corporación.

 

La respuesta de López Obrador fue para fustigar, pues el presidente argumentó que aprovecharon la llegada de Evo Morales a México para salir a manifestarse y así llamar la atención, ignorando nuevamente las peticiones de un sector de la población.

 

López Obrador ha estado cerrado ante cualquier manifestación en su contra, basta señalar el momento en que se decidió usar gas lacrimógeno para ahuyentar alcaldes que solicitaban un mayor presupuesto.

 

No se sabe si es paranoia o una simple cortina de humo, pero el presidente se ha encargado de minimizar todas estas expresiones en su contra diciendo que son mandadas por los grupos de poder que antes controlaban a México.

 

De esta manera, el mandatario ha dejado claro que en estos momentos si la gente no está a favor de sus políticas como presidente, significa que son parte de la “mafia del poder” que le hace mal a México.

SIGUE CONECTADO