Senado de EU aprueba resolución sobre cómo será el juicio contra Trump

Foto: Xinhua

El Senado de Estados Unidos aprobó a primeras horas del miércoles una resolución propuesta por los republicanos que establece las reglas que guiarán el juicio político en curso contra el presidente de EEUU, Donald Trump, luego de un maratónico debate que eliminó 11 enmiendas introducidas por los demócratas.

 

La resolución, que se apegó a la línea partidista y tuvo una votación de 57 a 43 en favor de los republicanos en el Senado, pospondrá una decisión sobre si se deberán llamar testigos adicionales hasta que se escuchen los argumentos iniciales de las dos partes.

 

El tema de los testigos fue un punto clave que llevó a los representantes de la Cámara, compuestos por demócratas que actúan como "fiscales" en el juicio, y al equipo de defensa legal de Trump a discutir durante más de 12 horas.

 

El líder de la minoría en el Senado, Chuck Schumer, ofreció 11 enmiendas separadas a la resolución propuesta por el líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, todas rechazadas por esa cámara, ya que los senadores votaron en su mayoría siguiendo las líneas del partido.

 

Esas enmiendas, solicitadas en forma de mociones, incluyeron solicitudes de documentos que están relacionados con los acuerdos de Trump con Ucrania, que están en poder de Casa Blanca, el Departamento de Estado, el Pentágono y otras agencias, así como citaciones para declarar al jefe de gabinete interino de la Casa Blanca, Mick Mulvaney, el ex asesor de seguridad nacional John Bolton y otros funcionarios.

 

La resolución de cuatro páginas de McConnell, que se hizo pública por primera vez el lunes, permite que los "fiscales" en el juicio político y los abogados de Trump tengan 24 horas cada uno durante un período de dos días para presentar sus casos. Originalmente, no permitía que los representantes de la Cámara admitieran evidencia en el expediente del juicio en el Senado hasta que ambas partes concluyan sus declaraciones iniciales.

 

Sin embargo, esas estipulaciones fueron revisadas poco antes de que comenzara el debate debido a la presión de los senadores republicanos moderados, según algunos reportes.

 

El tiempo para hacer declaraciones iniciales se ha extendido ahora a tres días para cada una dos partes, aunque todavía están limitadas a una duración total de 24 horas. La evidencia de la Cámara será admitida en el expediente a menos que haya una votación en contra.

 

Una vez establecidas las reglas básicas, el juicio político de destitución comenzará a más tardar el miércoles con las declaraciones iniciales.

Notas Relacionadas