Pasar al contenido principal

EU inicia prueba clínica para estudiar fármacos usados contra el COVID-19

EU inicia prueba clínica para estudiar fármacos usados contra el COVID-19

Los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos (NIH, por sus siglas en inglés) iniciaron una prueba clínica adaptativa de Fase 3 para evaluar la seguridad y eficacia de tres fármacos inmunomoduladores en adultos hospitalizados con COVID-19, indicó hoy la agencia en una declaración.

  

Algunos pacientes con COVID-19 experimentan una respuesta inmunológica en la que el sistema inmunológico libera cantidades excesivas de proteínas que desencadenan una inflamación. La prueba clínica busca saber si modular esta respuesta inmunológica puede reducir la necesidad de respiradores y reducir la estancia en el hospital.

  

La prueba, conocida como ACTIV-1 Immune Modulators determinará si este tratamiento puede restablecer el equilibrio de un sistema inmunológico hiperactivo, indicaron los NIH.

  

La prueba espera incluir a cerca de 2,100 adultos hospitalizados con COVID-19 entre moderado y severo en instalaciones médicas de Estados Unidos y América Latina.

  

Todos los participantes en la prueba recibirán remdesivir, el estándar actual de tratamiento para pacientes hospitalizados con COVID-19. El plasma de convaleciente y la dexametasona serán permitidos a discreción del investigador del sitio y de conformidad con las pautas nacionales, agregaron.

  

Los participantes serán asignados de manera aleatoria a recibir un placebo o uno de los inmunomoduladores como tratamiento adicional.

  

La prueba estudiará los diferentes regímenes de tratamientos de combinación con respecto a la severidad de la enfermedad, la velocidad de recuperación, la mortalidad y la utilización de recursos hospitalarios, indicaron los NIH.

SIGUE CONECTADO