Pasar al contenido principal
Sin temor a réplica

Genoveva Huerta, la antítesis de líder partidista

Gustavo Mirón Reyes

Otra vez quedó demostrado que Genoveva Huerta Villegas no tiene argumentos suficientes para estar al frente del Partido Acción Nacional (PAN) en Puebla.

 

La manifestación de militantes panistas de San Andrés Cholula dejó en evidencia el desastre en el que tiene al PAN, todo gracias a sus acciones que han lastimado a las huestes blanquiazules.

 

A ningún dirigente serio y comprometido verdaderamente con su partido le hacen este tipo de manifestaciones. No la hemos visto ni en los peores momentos del PRI.

 

Es más, ni en el PRD se ha visto esta calamidad.

 

La situación es lamentable para Huerta Villegas y debe llamar a la reflexión a la dirigencia nacional del PAN, pues no se pueden permitir el lujo de tener una “líder” poco respetada por los panistas de cara a las elecciones del 6 de junio.

 

Y es que no se puede defender lo indefendible. Por mucho que indigne a algunos panistas lacayos de Huerta Villegas, lo sucedido este lunes en el Comité Directivo Estatal del PAN es muestra del hartazgo de la militancia.

 

No dude, amable lector, que los ánimos contra Genoveva estén encendidos en otros municipios… San Pedro Cholula, por ejemplo.

 

Las cosas van mal en el PAN y solo Genoveva no lo quiere ver. Ella y, como se mencionó líneas atrás, sus incondicionales lacayos.

 

De risa es el comunicado enviado por el PAN Estatal ante esta manifestación, en el que Huerta Villegas dice que en el PAN siempre estarán las puertas abiertas para dialogar en un entorno de respeto y tolerancia.

 

Además, en esta misiva se habla de “apertura democrática”, lo que resulta una burla para los militantes del PAN, pues Huerta Villegas ha tenido todo en la dirigencia panista, menos apertura, diálogo, respeto y tolerancia.

 

Mal también se ven esos “panistas” hambrientos de sobras como Pedro Gutiérrez y Jesús Giles, que salieron a redes sociales a condenar los hechos presentados en el Comité Directivo Estatal.

 

¡Que no se note el hambre! Dicen por ahí.

 

Terrible lo que vive el PAN con Genoveva Huerta al frente, pues se está condenando a un fracaso en las elecciones del 6 de junio que herirá de muerte al panismo poblano.

SIGUE CONECTADO