Estados Unidos pretende seguir robando “joyas” a la Selección Mexicana

Foto: Liga MX

El fenómeno migratorio que históricamente se ha generado entre México y Estados Unidos, ha desatado en los últimos años una disputa de jugadores entre las selecciones nacionales de ambos países, la cual tendrá un nuevo capítulo con el delantero de Santos, Santiago Muñoz.

 

A los casos de Efraín Álvarez, quien ya jugó un mundial sub 17 con el Tri, pero que ha sido llamado por los estadounidenses, y de Julián Araujo, ambos nacidos en el país de las barras y las estrellas, pero con origen mexicano; se le podría sumar el de Muñoz.

 

Recordando que a pesar de que ya hayan jugado con una selección, la FIFA establece que cualquier futbolista puede cambiar de combinado nacional antes de los 20 años, algo que ha aprovechado Estados Unidos.

 

El siguiente en su mira es Muñoz, quien ha tenido su presentación en la Liga MX con los Guerreros y a base de buenas actuaciones, ha llamado la atención, aunque se quedó fuera de la convocatoria del representativo mexicano que se prepara para el campeonato preolímpico.

 

Nacido en El Paso, Texas, Muñoz tiene 18 años y jugó con México el campeonato mundial sub 17 en el 2019 en el que se consagró como subcampeón al perder la final ante Brasil, siendo Muñoz uno de los más destacados del certamen.

 

Si bien todavía no ha sido incluido en ninguna convocatoria de Estados Unidos, la ausencia de Muñoz en la lista de elementos mexicanos que buscarán acudir a Juegos Olímpicos, y la suspensión del Mundial sub 20 que se iba a disputar este año, deja un hueco que podrían aprovechar los norteamericanos para convencerlo de cambiar de playera.

 

 

Notas Relacionadas