Detiene la FGR a Florian Tudor, presunto líder de la mafia rumana

Florian Tudor, presunto líder de “la mafia rumana”, fue detenido este jueves por elementos de la Fiscalía General de la República (FGR) en la Ciudad de México, en cumplimiento a una orden de captura provisional con fines de extradición; está acusado de dirigir un grupo dedicado clonar tarjetas bancarias, delincuencia organizada y lavado de dinero.

 

En México se le imputa un robo cometido en 2019 en cajeros de BBVA por 150’000,000 de pesos con tarjetas clonadas, señalaron fuentes federales. Y en marzo de este año un tribunal de Rumania emitió una orden de captura por intento de asesinato, chantaje y constitución de una red de delincuencia organizada.

 

Ese mismo mes Rosa Icela Rodríguez, secretaria de Seguridad y Protección Ciudadana, informó que sostuvo una audiencia con Tudor, quien fue recibido “como cualquier ciudadano”, en la que se escucharon sus alegatos.

 

“Cumpliendo instrucciones, recibimos al ciudadano de origen rumano Florian Tudor. Fue solamente darle una audiencia para escuchar todo lo que él quería expresar, al final después de que él hizo sus alegatos, hizo una exposición general en donde hay documentos, muchos de los cuales son públicos, lo escuchamos y le dimos la fecha para la audiencia, para la garantía de audiencia que tiene con la UIF y eso fue todo”, informó Rodríguez.

 

 

 

 

El rumano arguyó que contaba con un documento donde la UIF presuntamente lo exoneraba; sin embargo, era una indagatoria anterior, cuando no estaba en la lista de personas bloqueadas. Por ello, la UIF también lo denunció ante la FGR por lavado de dinero y delincuencia organizada.

 

Por su parte, Tudor aseguró que no pertenece a ninguna banda ni grupo delictivo; sin embargo, un tribunal en Bucarest emitió una orden de aprehensión ya que era considerado como presunto jefe de la Banda de la Riviera Maya.

 

 

En diversas entrevistas para medios de comunicación, el ahora detenido aseguró que era inocente y que le fabricaron una carpeta de lavado de dinero. “No soy líder de ninguna mafia ni me dicen Tiburón, ese apodo fue inventado, creo que por ser una fantasía. Ni soy líder de ninguna mafia. Me fue fabricada una carpeta de investigación de lavado de dinero en 2018 después del cateo, el mismo fiscal que me hizo el cateo... Estaba buscando (en su casa) unos 200 o 300 millones de dólares.

 

También dijo ser “víctima de abuso de autoridad”, ya que al catear su casa con decenas de elementos de seguridad, incluso perros, afirmó que “los policías me robaron un total 6’000,000 de pesos, objetos como joyas, relojes, dinero, pinturas, estatuas, 22 perros (porque tenía una perrera) cuatro caballos, 11 maquinarias pesadas, solo me regresan tres”.

Notas Relacionadas