Que no te pase lo de “Mi Pobre Angelito” y cuida tu casa en esta Navidad

Foto: Enfoque

La temporada navideña es la ocasión favorita de muchas familias para salir de sus hogares Y visitar a la familia en otras latitudes, por lo que sus casas se quedan a expensas de la delincuencia

 

Según cifras oficiales el robo a casa habitación ha repuntado un 18% de enero a noviembre del presente año en comparación con el mismo periodo del año pasado; además, el 60% de los incidentes ocurren sin violencia aprovechando que los dueños de las viviendas no están en ellas.

 

Ante esta situación, Imagen Poblana te da algunas recomendaciones que eventualmente podrían ser útiles para prevenir que los amantes de lo ajeno cometan alguna fechoría mientras disfrutas de las fechas decembrinas.

 

No anuncies que no estás en casa

 

Al momento de salir de tu casa por un tiempo prolongado, es importante que el menor número de personas sepan que estarás ausente, por lo que las redes sociales juega un papel determinante, según información emitida por autoridades en materia de seguridad pública.

 

Periodísticamente se han documentado casos donde las víctimas de un robo habían anunciado en sus redes sociales que estaban vacacionando fuera de la ciudad, por lo que bandas criminales que se dedican a esto, aprovechan ese momento para poder allanar las propiedades.

 

El hermetismo puede tener tolerancia con los familiares, pues si existe la posibilidad de hacerlo, sería buena idea que algún familiar acuda a tu domicilio para verificar que todo esté en orden y, de paso, deje ver a otras personas que alguien está al pendiente de la casa.

 

La luz prendida no es una buena idea

 

En el imaginario de antes se decía que una luz encendida ahuyentaba a los delincuentes; sin embargo, las estadísticas demuestran que esto no sirve de mucho y solo se reflejará en unos pesos más al recibo de luz.

 

Lo mejor para cuidar tu hogar siempre será verificar que las cerraduras estén correctamente colocadas al momento de salir de tu hogar, esto incluye tanto puertas como ventanas, pues muchas veces los baños son un acceso de oportunidad para los delincuentes.

 

¿Un sistema de seguridad?

 

Otra opción que luce como la más obvia para reforzar la seguridad de tu casa, son los sistemas de vigilancia que ameritan una inversión para los dueños de una casa, mismos que resultan poco usados debido al costo que tienen.

 

La efectividad también puede ser discutible y no son ciento por ciento infalibles, como cualquier otra de las recomendaciones arriba expuestas, pero tienen como fin dificultarles el trabajo a los delincuentes, ya sea con una alarma silenciosa o abierta.

 

Las silenciosas suelen ser las más costosas pues cuentan con una conexión 24/7 con una corporación de seguridad privada y, a su vez, con cuerpos de seguridad pública, que podrían llegar a frustrar un robo o incluso detener a los delincuentes en flagrancia.

 

Otras opciones ofrecen la video vigilancia; sin embargo, esta será de poca utilidad si estás muy lejos de tu hogar y no hay nadie quien te apoye para estar monitoreando la vivienda, por lo que suelen convertirse en un equipo que te ofrecerá una grabación de los hechos, pero nada más.

 

No obstante, en el mercado existen muchas opciones para todos los presupuestos, por lo que no dudes en tomar en cuenta alguna las recomendaciones que te acabamos de dar, esperando que puedan dificultar el trabajo de los amantes de lo ajeno.

Notas Relacionadas