Nuevo modelo de Hyundai obtiene cero estrellas en test de seguridad

El nuevo Hyundai Accent recibió la peor puntuación posible en las pruebas de choque realizadas por Latin NCAP, el programa de evaluación de vehículos nuevos para América Latina y el Caribe.

 

El vehículo que se puso a prueba fue el nuevo Hyundai Accent, fabricado en la India y México, con una bolsa de aire frontal como equipamiento estándar y sin Control Electrónico de Estabilidad (ESC) estándar, detalló el ente en un comunicado.

 

"El nuevo Hyundai Accent (...) obtuvo cero estrellas [de las cinco posibles]. El compacto sedán alcanzó 9,23% en Protección Ocupante Adulto; 12.68% en Protección Ocupante Infantil; 53.11% en Protección a Peatones y Usuarios Vulnerables de las Vías, y 6.98% en Sistemas de Asistencia a la Seguridad", reza el documento.

 

En el marco de la prueba destructiva, se evaluó al automóvil en impacto frontal, impacto lateral, latigazo cervical —también llamado whiplash— y protección a peatones.

 

"El modelo mostró un desempeño pobre en el impacto frontal (...), lo que redujo a cero puntos en esta prueba", detalla el comunicado.

 

El vehículo demostró un resultado marginal a bueno para la protección de adultos en un impacto lateral. Sin embargo, en la prueba de impacto lateral de poste obtuvo cero puntos nuevamente, ya que no "no pudo realizarse porque el modelo no ofrece protección lateral de cabeza como equipamiento estándar". A su vez, el test de latigazo cervical resultó en una protección marginal.

 

Según Latin NCAP, "la Protección Ocupante Infantil fue pobre porque Hyundai se negó a recomendar los Sistemas de Retención Infantil (SRI) para las pruebas".

 

El ente apuntó que el Accent no ofrece ESC estándar ni otras tecnologías relevantes de seguridad. Según el organismo, "la versión con dos bolsas de aire frontales hubiera obtenido el mismo nivel de estrellas por la no recomendación de SRI por parte de la marca, la falta de airbags laterales de cabeza estándar y la falta del ESC estándar".

 

"Latin NCAP sugirió a Hyundai evaluar voluntariamente versiones mejor equipadas para mostrar a los consumidores los beneficios de más equipamientos de seguridad, pero el fabricante se negó", apuntó el ente.

 

Alejandro Furas, secretario general de Latin NCAP, lamentó que "un grupo de fabricantes de vehículos tan importante como Hyundai-Kia ofrezca un rendimiento de seguridad tan bajo para el equipamiento estándar de seguridad a los consumidores latinoamericanos".

 

"Los consumidores de los mercados de economías maduras obtienen de este mismo fabricante seguridad de vanguardia en los mismos modelos y en muchas ocasiones a precios más bajos que en América Latina. (...) La vida de un latinoamericano parece no ser tan valiosa e importante como la vida de un coreano, estadounidense, japonés, europeo o australiano y nos merecemos los mismos niveles básicos de seguridad sin tener que pagar más por ellos", afirmó Furas.

Notas Relacionadas