Un juego de beisbol habría detonado los crímenes de “el Chueco”

Foto: chihuahua.gob.mx

El victimario de los dos sacerdotes jesuitas y un guía de turistas asesinados el lunes en la sierra de Chihuahua, habría iniciado la agresión luego de perder un encuentro de beisbol, informó esta tarde el fiscal general de Chihuahua, Roberto Fierro Duarte.

 

Según la investigación oficial José Noriel Portillo Gil, conocido como “el Chueco”, patrocinaba un equipo de beisbol que perdía un partido, tras lo cual enfrentó a un hombre identificado como Paul y después a Pedro “N”, la víctima que buscó refugio en el inmueble de los jesuitas asesinados.

 

Nueva información también señala que las personas desaparecidas tras estos hechos son habitantes de la comunidad y no turistas, como se había dicho inicialmente. También, fue dado a conocer que los cuerpos de los sacerdotes asesinados fueron hallados aproximadamente a 80 kilómetros del sitio de su muerte       .

 

La Fiscalía de Chihuahua ofrece una recompensa de cinco millones de pesos para quien aporte información que permita la captura del asesino.

Notas Relacionadas