Senado frena reforma para que militares sigan en las calles hasta 2028

Foto: Enfoque

El Pleno del Senado de México frenó el miércoles un proyecto para ampliar de 2024 hasta 2028 el plazo para que las Fuerzas Armadas participen en tareas de seguridad pública, y devolvió a las comisiones dictaminadoras de esa cámara alta el texto de reforma constitucional que requería mayoría calificada, es decir, dos terceras partes de votos.

 

"Se regresa a las comisiones dictaminadoras la minuta que modifica la reforma constitucional del 2019 en materia de Guardia Nacional, para extender el plazo de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública", informó la cámara alta en su cuenta de Twitter.

 

Tras cinco horas de discusión, después de que el oficialismo no logró reunir las dos terceras partes de votos requeridos, en una acelerada votación económica y por mayoría simple (la mitad más uno) el texto, que ya había sido aprobado por la Cámara de Diputados, fue regresado por el pleno a las comisiones senatoriales para su reelaboración.

 

La discusión en el Senado comenzó el martes y la sesión del pleno acordó un receso cuando el oficialismo parecía contar con la mayoría calificada, después de anunciar la migración a sus filas de un senador del opositor Partido Acción Nacional (PAN, centroderecha).

 

 

Sin embargo, el miércoles, antes de que el pleno sometiera a votación el proyecto, tras un proceso cuestionado, los opositores de Movimiento Ciudadano (MC, centroderecha) y el PAN, las comisiones de Puntos Constitucionales y Estudios Legislativos, que redactaron el dictamen, solicitaron sorpresivamente la devolución del decreto.

 

Esgrimieron que tras el agudo debate legislativo entre el oficialismo y la oposición era necesario analizar el texto y trabajar un nuevo proyecto.

 

Un texto legislativo publicado por El Universal indica: "El propósito de esta solicitud es que las comisiones dictaminadoras podamos contar con mayor tiempo de análisis y en su caso replantear el texto del proyecto de este decreto elaborado y trabajar sobre un nuevo proyecto que logre el consenso de los grupos parlamentarios que concurren en estas comisiones".

 

El pasado 14 de septiembre, poco antes de que la Cámara de Diputados aprobara la propuesta que otorgó media sanción al dictamen, para ampliar hasta 2028 el regreso de los militares a sus cuarteles, el presidente Andrés Manuel López Obrador reafirmó el objetivo de su iniciativa, que envió al Congreso.

 

"Se trata de garantizar la paz y la tranquilidad en el país, enfrentar el problema de la inseguridad pública utilizando todos los elementos buenos con los que cuenta el Estado, es utilizar al Ejército, a la Marina y la Guardia Nacional (GN) para que podamos vivir en paz, que se garantice el principal de los derechos humanos que es el derecho a la vida", dijo el jefe del Ejecutivo federal.

 

 

Sin embargo, el miércoles, el líder del gobernante Movimiento de Regeneración Nacional en el Senado, Ricardo Monreal, planteó frenar la votación del pleno.

 

"Demos tiempo a la discusión, más tiempo, ¿qué es lo que quieren? Demos más tiempo, yo le pido al grupo parlamentario que me pueda acompañar. Rechazo totalmente que haya presión", dijo el también aspirante a candidato presidencial de Morena.

 

La oposición considera que la postergación de la votación del dictamen el miércoles es una "trampa legislativa" para evitar una derrota del oficialismo en el pleno del Senado.

 

La siguiente sesión de la Cámara Alta fue programada para el martes 27 de septiembre, cuando se podría presentar un dictamen.

 

Si es aprobado un nuevo texto en esas comisiones deberá regresar a la Cámara de Diputados, donde se originó el debate legislativo del proyecto enviado por el presidente López Obrador.

Notas Relacionadas