Calificaciones reprobatorias, el dilema continúa tras normalización de clases

Foto: Enfoque

La Secretaría de Educación Pública federal anunció que en cinco estados de la República ya podrán aplicarse calificaciones reprobatorias a los alumnos, algo que tanto maestros como padres celebran debido a que consideran que la autoridad escolar fue muy laxa al momento de tomar esta medida.

 

De momento los únicos estados que tienen autorizado reprobar a alumnos son Coahuila, Tabasco, Zacatecas, Baja California y Michoacán, y podrán reprobar a alumnos a partir de tercero de primaria, por lo que los estudiantes de primero y segundo grado seguirán exentos de la medida.

 

En estos estados también se autorizó que comience a tomarse la asistencia como uno de los requisitos para aprobar materias, tomando en cuenta que durante la primera mitad del ciclo escolar no había sido un requisito, a pesar de que el regreso presencial a las aulas ya se había ordenado en todo el país.

 

Este regreso a la normalidad podría ser bien visto por padres y maestros, quienes en junio pasado reprobaron la medida emitida por la Secretaría de Educación Pública al considerar que era más dañino no reprobar a un alumno que dejar que repitiera el año si es que así lo merecía.

 

Hay que recordar que el argumento de la Secretaría de Educación Pública fue que no se aplicarían las medidas reprobatorias ni de asistencia debido a que se estaba en un proceso de adaptación de los educandos para el sistema presencial de educación pública.

 

En junio pasado, Imagen Poblana consultó con docentes que no dudaron en rechazar la medida impuesta por la SEP, señalando que nunca se les consultó y la orden se dio de manera imprevista, pues se dio apenas dos días antes de qué tuvieran que hacer la carga de las calificaciones del ciclo escolar 2021 2022.

 

Te interesará leer: Maestros, sorprendidos y molestos por orden de no reprobar a alumnos

 

En esa ocasión también se cuestionó a los padres de familia quienes indicaron que se entendía el motivo de la SEP, pero no se justificaba, pues muchos de los alumnos aun estando en casa, se esforzaron para cumplir con las tareas que se les asignaban por parte de sus maestros.

 

Desde el punto de vista de los especialistas, hay posturas encontradas pues las más proteccionistas señalan que reprobar a un alumno y hacerlo repetir el grado escolar puede resultar dañino para su autoestima; sin embargo, otros sostienen que aprobar a todos los alumnos no promueve la competencia ni el esfuerzo individual.

 

Tal y como se han llevado a cabo las acciones de la Secretaría de Educación Pública los últimos meses a raíz de la pandemia del covid-19, se prevé que este regreso de las calificaciones aprobatorias sea gradual en el resto del país y quizá sea para el próximo ciclo escolar cuando nuevamente todos los estados tengan que aplicarlo.

Tambien te podria interesar
Notas Relacionadas