¿Es legal tener un animal salvaje como mascota?

Foto: Unsplash

Las redes sociales volvieron a ser escenario de una situación que para muchos podría ser maltrato animal, mientras que para otros un derecho de aquel que pueda pagar por él, como lo es la tenencia de un animal salvaje en una zona residencial.

 

Fue este fin de semana cuando comenzó a circular en redes sociales varios videos de vecinos del fraccionamiento Lomas Residencial, en el municipio de Alvarado, Veracruz, en los cualesl se podía ver a un cachorro de león caminando libremente por la calle.

 

 

Dos de los videos muestran como el cachorro de león camina por la calle sin que aparentemente ninguno de sus dueños se dé cuenta, mientras que en un tercer video se puede ver cómo el animal finalmente es capturado por uno de sus dueños y devuelto a su domicilio.

 

Las personas que capturan al león le llaman por su nombre, que aparentemente es Nala; sin embargo, esto no pasó desapercibido por las autoridades que ya investigan este hecho, aunque no precisamente porque sea ilegal su posesión.

 

 

Este caso no es el único que se ha dado y las redes sociales han servido para evidenciarlo, pues en México ya se han visto casos de personas paseando tigres de bengala por centros comerciales, otros más con leones en parques.

 

Aunque pareciera ser ilegal, lo cierto es que actualmente en México puedes tener un puma, un león, un tigre, un elefante o cualquier otro animal exótico, siempre y cuando lo hayas adquirido a través de un vendedor autorizado que garantice que el animal nació en cautiverio.

 

La legislación en esta materia suena un poco endeble ya que lo único que prohíbe es que el animal no haya sido capturado de su hábitat natural, pero no se regulan otros aspectos como el precio, pues actualmente un ejemplar de este tipo puede comprarse entre 100,000 y 300,000 pesos.

 

En los casos en los que se ha evidenciado la tenencia de uno de estos animales y donde interviene la Procuraduría Federal para la Protección del Ambiente (Profepa), es principalmente cuando el animal es exhibido en la vía pública ya que la legislación establece que debe de estar en confinamiento absoluto y sin posibilidades de escapar.

 

De este modo podemos decir que el caso ocurrido recientemente en Veracruz podría derivar en el inminente aseguramiento del animal a sus dueños, ya que se evidenció que no hay un cuidado riguroso sobre él y que hay riesgos de que puede escapar del área asignada.

 

Te interesará leer: El encuentro entre un cachorro de león y un perro que causó alerta en Veracruz

 

Este tipo de aspectos son contemplados en la legislación; sin embargo, es evidente que no se lleva a la práctica, pues el vendedor de este tipo de especies debería asegurarse que el comprador tiene el espacio adecuado para el confinamiento de un animal de este tipo, además de los conocimientos para su manutención y cuidados.

 

De acuerdo con algunas asociaciones protectoras de animales, la mayoría de estas especies cuando crecen terminan en algún zoológico o santuario, ya que las personas no son capaces de cuidarlas de la forma adecuada cuando dejan de ser del tamaño de un perro.

Notas Relacionadas